EL AMOR NO SE COMPRA Jn 2,13-25

Casi sin darnos cuenta, todos nos podemos convertir hoy en vendedores y cambistas” que no saben vivir sino buscando solo su propio interés.

  

Esta entrada fue publicada en JUAN. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario