La queja de Dios

La persona vive en la despreocupación, sin nostalgias ni horizonte religioso alguno.

Captura de pantalla 2015-08-25 07.28.57            descarga_ppt VIDEO

Esta entrada fue publicada en J.A. Pagola. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario